Archivo de la etiqueta: basílica barcelona

Un nuevo órgano en la basílica de la Mercè

Órgano basílica de la MercèBarcelona estrenará un nuevo órgano para las Fiestas de La Mercè del año 2018. Se podrá ver y escuchar en la Basílica de la patrona de la ciudad, y su estreno coincidirá con el VIII Centenario de la fundación de la orden de los Mercedarios.

El actual órgano de la Basílica fue proyectado en 1940 por Gaietà Estadella, que murió en 1944, antes de poderlo terminar. A fecha de hoy sigue inacabado, lo que hace inviable su uso concertístico y su papel en las celebraciones litúrgicas es limitado. Sin embargo, se está buscando un comprador ya que se trata de un instrumento que con una adecuación puede funcionar sin problemas en otro espacio.

Con un nuevo órgano en La Mercè, Barcelona dispondrá de un instrumento de referencia y único en la ciudad. Será el primer gran órgano que el prestigioso maestro organista, Gerhard Grenzing, construye en la ciudad condal. Además, contribuirá a recuperar el patrimonio organístico que la capital catalana perdió a raíz de la destrucción de iglesias en la Semana Trágica y la guerra civil. Barcelona había sido una ciudad con una fuerte tradición organística que durante los últimos años se está recuperando paulatinamente.

El órgano de La Mercè se beneficiará de la acústica de la basílica donde se custodia la imagen de la patrona de Barcelona, e incorporará los últimos avances en organería. Cuando esté terminado, permitirá interpretar y escuchar obras de compositores tan diversos como Bach, Liszt o Messiaen y mantener una actividad musical estable y abierta a la ciudadanía.

Será un instrumento que contará con tres teclados y pedalero, con aproximadamente 3.000 tubos repartidos en 42 registros diferentes (se trata de un proyecto aún abierto y que puede crecer durante el proceso de construcción).

De este modo, el órgano de La Mercè servirá tanto para el culto ordinario y las funciones litúrgicas como para la celebración de grandes conciertos que completen la oferta cultural de la ciudad.

Las intervenciones previstas respetarán la configuración del mueble, con algunas mejoras estéticas y musicales (por ejemplo, se verán tubos en toda la fachada, mientras que ahora sólo se ven en las torres laterales). Se está analizando la conveniencia de mantener el color del órgano actual, modificado en los años 40, o recuperar el color claro que tenía el instrumento destruido durante la guerra civil.

Tubos órgano basílica mercèEl nuevo órgano de La Mercè será posible gracias al apoyo de la Fundación Bancaria “la Caixa” y una campaña de mecenazgo y apadrinamiento de tubos con que la ciudadanía se le podrá hacer, simbólicamente, suyo. La Fundación Bancaria “la Caixa” aporta 670.000€. El resto, unos 300.000€, provendrán de aportaciones de particulares, que podrán apadrinar el tubo que elijan de entre los 3.000 de que dispondrá el instrumento.

Los tubos de la fachada, que quedan a la vista, llevarán el nombre de su padrino, mientras que el listado completo de los mecenas se podrá ver en un lateral del órgano. Además, todos los nombres figurarán en una “Cápsula del tiempo” que se esconderá dentro de la estructura del instrumento después de la inauguración porque sólo lo pueda encontrar cuando se restaure dentro de décadas o siglos. Esta cápsula contendrá el listado de los mecenas, así como otros documentos relativos al proceso de construcción del órgano.

Campanario de Santa Maria del Pi | Barcelona

Santa Maria del Pi BarcelonaYa hace un tiempo que se ha abierto el campanario de Santa Maria del Pi al público, un nuevo mirador a la ciudad de Barcelona que no envidia nada al resto de atalayas de la ciudad.

Santa Maria del Pi es una de las iglesias góticas de la Barcelona medieval y devota junto a la Catedral, Santa Maria del Mar y la iglesia de Sant Just i Pastor.

Los orígenes más antiguos de Santa Maria del Pi se remontan al s.X por referencia documental, pero la basílica actual fue iniciada hacia el 1320. Con planta de nave única, cubierta por trece tramos de crucería gótica y capillas laterales entre los contrafuertes de la nave, es un edifico característico del gótico catalán.

El campanario, que no está unido a la iglesia, se empezó a construir a mediados del s.XIV siendo una obra de calidad estructural y artística. Está separado en tres cuerpos por cuestiones estructurales, para hacer del campanario una estructura robusta y repartir el peso adecuadamente. Si nos fijamos, el problema del peso también viene resuelto porque a medida que subimos un tramo éste cada vez es más pequeño, hecho que no se hace evidente desde el exterior. Lo construyeron 3 arquitectos el último de los cuales fue Bartomeu Mas.

Como curiosidad hay una tradición popular de la edad media que decía que los edificios principales se construían con la ayuda del demonio, por el hecho de que eran edificios especiales y significativos que no podían haber sido construidos solo por el hombre. Entonces se decía que el demonio ayudaba al arquitecto a cambio de que en el momento de poner el escalón número 100 le tenía que dar el alma. Así que el arquitecto en el momento de llegar al escalón 99 del campanario paraba la construcción de éste y se dedicaba a otras cosa de la iglesia. Una vez moría el arquitecto que estaba en la labor le sucedía el siguiente y podía seguir elevando la torre con más escalones porque él no había hecho ningún trato. El demonio enfadado porque le habían engañado marcaba con la pata el escalón número 100. Y todo el mundo iba a buscar el escalón del demonio que estaba marcado con la pata. Dicen los archivos de la iglesia que el rector, cansado de que el pueblo subiera  a ver la pata del demonio, la borró, por lo que hoy en día ya no la podemos ver. 😉

Las paredes no se han tocado, pues tienen la historia del pasado. Durante la guerra de sucesión el campanario fue usado como refugio. Las monjas del convento de carmelitas descalzas por miedo que les cayera una bomba se desplazaron todas a vivir al campanario y se refugiaron en los dos primeros pisos.

Antiguamente se fundían las campanas en la planta baja de la torre y entonces a través del hueco que queda en el centro de la torre (el óculo central) las subían hasta lo alto del campanario.

Campanas Barcelona

Actualmente hay seis campanas, todas anteriores al sXVIII excepto la más pequeñita que la llamaban “el esquirol” (la ardilla), porque era la más pequeña y tenía un sonido más agudo. Tenían una función tanto civil como eclesiástica, en ambos casos eran campanas de aviso. La campana mayor se llama Antònia del Pi y originalmente es del s.XV pero se reconstruyó en 1780 ya que fue condenada a fundirse porque tocó durante los bombardeos de 1714. Sin embargo los feligreses la rescataron, (aunque no tuvo la misma suerte la Honorata, la campana de la Catedral, el cobre de la cual se destinó a hacer cañones). Anònia del Pi, hubo un día que se agrietó y entonces la fundieron y con el mismo metal volvieron a hacer otra igual.

Los nombres de las campanas son Antònia y Andreua (las mayores), Vicenta y Maria (los cuartos) y Josefa (las horas) y l’Esquirol.  Las campanas se bautizaban porque se consideraba que tenían la voz de Dios y por tanto tenían padrinos que les ponían el nombre.

En lo alto del campanario podemos apreciar algunos dibujos grabados en el suelo, se trata del juego tres en raya doble con el que se entretenían los campaneros entre toque y toque. Pero también en las paredes encontramos nombres de campaneros y de maestros de obra que quisieron quedar para la posteridad.

Durante muchos años fue el edificio más alto de Barcelona con 54m de alto. Aun hoy día lo alto del campanario ofrece unas vistas espectaculares de Barcelona.

vistas Barcelona Santa Maria del Pi

También existe otra visita al campanario más experiencial que se efectúa más entrada la noche. Luz, música, olores, colores, inundan la torre y te trasladan en el tiempo. Finalmente en lo alto del campanario de Santa Maria del Pi se puede observar la Barcelona anochecida con una copita en la mano. Vale la pena vivir la experiencia. Si te animas reserva con antelación

Duración: 1 hora y 30 minutos
Horarios: Sábados a las 21:30h
Precio: 25eur
Recomendaciones: calzado cómodo.
Teléfono: 653 997 987

La Sagrada Familia y su consagración

Sagrada Familia, BarcelonaMañana es la consagración del Templo Expiatorio de la Sagrada Familia, y seamos religiososo o no, es un gran día a nivel mundial para todos los seguidores católicos alrededor del mundo y además para todos los admiradores de Gaudí. Esta visita ha dado un acelerón a las obras que es lo que este templo expiatorio necesitaba pues lleva desde 1882 construyéndose. Aunque quedan elementos por terminar, la parte interior ya sólo le faltan los últimos retoques. Ahora, por primera vez, se podrá apreciar su grandeza desde el interior.

Si hablamos un poco de su historia, el templo expiatorio de La Sagrada Familia fue impulsada por Josep Maria Bocabella, librero y filántropo, que raíz de una visita a Roma adquirió gran devoción por San José decidiéndose fomentar los valores de la familia cristiana. De aquí el nombre del templo Sagrada Familia y de la colocación de la primera piedra, que se puso el 19 de Marzo de 1882, el día de San José. Como hecho anecdótico, la consagración que se hará mañana la hará el Papa Benedicto XVI, que da la gran casualidad que su nombre de pila es José. ¡Qué coincidencia más afortunada!

Como iba diciendo, el proyecto fue primeramente encargado a Francisco de Paula del Villar y Lozano, pero por desavenencias con el arquitecto asesor de Bocabella (Joan Martorell) deja el proyecto. Finalmente se ofrece a Antoni Gaudí que convertirá el templo de la Sagrada Familia en la obra de su vida y en definitiva, en el emblema de Barcelona. Las obras a cargo de Gaudí empiezan en 1883 y se dedicará al templo hasta el año de su muerte en 1926. Al principio de su encargo, al recibir una donación importante, decide cambiar la orientación noegótica  e innova en todos los sentidos. El proyecto Gaudí consiste en una gran iglesia con una importante carga simbólica con el objetivo de ser una explicación de las enseñanzas de los Evangelios y de la Iglesia. A la muerte de Gaudí, lo que quedó del proyecto fueron planos y una maqueta de yeso que quedó maltrecha durante la Guerra Civil española. Quedaron al frente del proyecto los arquitectos Francesc QuintanaIsidre Puig i BoadaLluís Bonet i Garí. Mientras que de la parte escultórica de la fachada de la pasión fue encargado a Josep Maria Subirachs. Las esculturas de este último causaron polémica pues no eran continuistas con el estilo de Gaudí.

Sagrada Familia, Barcelona

El templo siempre ha sido expiatorio, es decir, desde su inicio se ha ido construyendo a partir de donativos. El mismo Gaudí dijo: «El Temple Expiatori de la Sagrada Família el fa el poble i s’hi emmiralla. És una obra que està a les mans de Déu i en la voluntat del poble» “El Templo Expiatorio de la Sagrada Familia lo hace el pueblo y se refleja en él. Es una obra que está en las manos de Dios i en la voluntad del pueblo.” De todas formas en Barcelona son muchas las iglesias que se han hecho a partir de la voluntad y el esfuerzo del pueblo, como Santa Maria del Mar.

La Sagrada Familia, una vez concluida, destacará con 18 torres cónicas circulares: cuatro en cada una de las tres entradas, un total de 12 dedicadas a los apóstoles; a modo de cúpulas habrá un sistema de seis torres con una torre central de 170m dedicada a Jesús; se dispondrán otras 4 alrededor de ésta dedicadas a los evangelistas y un segundo cimborio dedicado a la Virgen. El interior estará formado por columnas arborescentes e inclinadas y bóvedas basadas en hiperboloides y paraboloides buscando la forma óptima de la catenaria.

La Sagrada Familia barcelona gaudí

Aunque el entramado urbanístico inicial era más ambicioso, contaba con unos jardines en forma de estrella octogonal alrededor de la Sagrada Familia para su visibilidad circundante, el rápido desarrollo de la ciudad a principios del s.XX y el incremento de coste de los terrenos, hicieron que el amplio jardín se viera reducido a lo que hoy en día es, dos plazas, una en cada fachada principal.

Cuadrado mágico barcelona

Como curiosidad, de toda la simbología que aparece en la Sagrada Familia, me gustaría comentar un cuadrado mágico que aparece en la fachada de la Pasión al lado de la escultura de “el beso de Judas”. Se trata de una cuadrícula de 4×4 números en la que todos los ellos sumados, tanto en horizontal como en vertical como en las diagonales principales, suman 33. Gaudí, a parte de ser un gran arquitecto y por otro lado muy devoto, se dice que, aunque no hay documentación al respecto, pudo haber formado parte de la masonería, en todo caso no dudo que se lo propusieran. Por lo que el 33, puede ser una referencia a la edad en la que murió Cristo o, puede sinó al grado más alto de la masonería (que puede ser que este segundo caso provenga del primero, no lo sé). En todo caso, os propongo un reto, y es buscar los 2 cuadrados mágicos más que hay en la Sagrada Familia, pues hay un total de 3 en todo el templo. 😉 Sinceramente no lo sé del cierto, pero me lo han dicho, yo también los buscaré.

Finalmente os pongo este link por si queréis información mucho más extensa sobre la Sagrada Familia.


Ver Templo de la Sagrada Familia en un mapa más grande